Algunos recuerdos son mejor olvidados

memento-cartel_650

Memento de 2000, es el segundo largometraje del director de cine, guionista y productor, Cristopher Nolan, quien gracias a esta pieza maestra llegó a la fama.

La idea de Memento está basada en el relato de su hermano Jonathan Nolan, Memento Mori (“Recuerda que vas a morir”), pero como es normal, acabaron imponiéndose las ideas del director, quien es el guionista de este largometraje.

Nolan cambia la estructura narrativa de la historia al alterar su evolución, contándola al revés, de esta manera convierte el relato en una estructura narrativa no lineal, en donde juega con el espectador y la acción del protagonista. A medida que va transcurriendo la trama, Nolan inserta recuerdos del protagonista en Blanco y negro, el cual avanza de forma lineal, pero lo hace en conjunto con el presente que, como mencione anteriormente, está contada al revés.

El protagonista Leonard (Guy Pearce), es un investigador de seguro que sufre una extraña enfermedad que le impide recordar los acontecimientos recientes, lo único que permanece siempre en su memoria son los últimos minutos de la vida de su esposa, quien es violada y asesinada mientras él dormía.

Su propósito es encontrar al que asesinó a su esposa y matarlo, pero aunque parezca que su enfermedad puede ser un impedimento para lograr su misión, el recuerdo de Sammy Jankis lo hace analizar.

Para entender mejor la trama, Sammy Jankis padecía de memoria a corto plazo, y aunque para Leonard, Sammy siempre estuvo fingiendo su enfermedad, él le decía a la sra Jankis (cuya misión es ver a su esposo como antes) que los instintos humanos de Sammy lo iban a hacer regresar. Debido a esa conclusión, un día, la sra Jankis decidió inyectarse 3 veces insulina para ver si su esposo reaccionaba y volvía a ser como antes, pero no fue así, ella murió viendo como su esposo no se daba cuenta de lo que estaba sucediendo y Sammy terminó en un manicomio, donde ni recuerda lo que sucedió.

Por esta razón, Leonard no quiere terminar como Sammy, y trata de ser lo más organizado posible para no olvidar las pistas que lo llevarán a lograr su misión, por lo que se tatúa los hechos que va consiguiendo y en el pecho su propósito para nunca olvidarlo, además también anota pensamientos sobre personas o lugares que fotografía para recordar que significan para él.

Otro personaje que conoce Leonard es a Natalie, quien decide ayudarlo por compasión porque también perdió a su esposo y le da más pistas para llegar al asesino, además Leonard logró la misión de Natalie: darle una merecida golpiza a su actual novio.

El ultimo personaje es Teddy o John G, quien en toda la trama parece ser el asesino, pero termina siendo un policía que conoce su caso y lo ayuda a matar al verdadero asesino, su misión es lograr que Leonard se vaya de la ciudad, pero como a Leonard ya no le agrada más, quizás porque le cuenta la verdad y no es la verdad que a él le gusta.

En esa escena se logra observar que a Leonard le gusta solo recordar lo que él quiere, por lo que decide que Teddy será su John G y lo mata (este plano se logra observar al principio del largometraje, por esta razón, también el espectador cree que es el asesino).

Memento es un excelente largometraje que demuestra la importancia de la creación de una buena historia y de un buen guión, en donde encuentras personajes interesantes que unido con un buen manejo de la cinematografía crean una obra maestra.

Así que no lo olvides, “Algunos recuerdos son mejor olvidados”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *